fbpx

Con más de 15 años de experiencia en negocios y finanzas. NMLS #: 260367

+(214) 247-7790

kchavarria@tsmlending.com

17300 Dallas Parkway

Dallas, Texas. (Main Office)

9am - 8pm

Lunes a Viernes

EL BENDITO MIEDO AL FRACASO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
El fracaso también es una opción y está en ti aprender de el. El fracaso no es malo, al contrario, ¡planifícalo!

En mi experiencia, el fracaso no es más que un bloqueo mental que construye historias en nuestra mente, que más adelante se convierten en barreras y, finalmente, nos hacen detenernos. Dejamos de hacer las cosas que necesitamos hacer para crecer.

En otros casos el fracaso -y le digo bendito porque algo siempre nos deja aprender- también es miedo a que te vaya mal, me pregunto muchas veces si es miedo a que nos vaya mal o a que nos vaya bien? he visto casos en los que el fracaso también se disfraza de miedo al éxito, es decir, dejamos de hacer lo que nos está haciendo crecer. Otra vez.

Recuerdo que muchos miedos surgen cuando somos jóvenes y esas barreras que se crean (las creamos nosotr0s) con el tiempo se convierten en un problema mental que no nos dejar mirar más allá de lo que queremos ver; nos corta la capacidad de construir una visión y peor aún imaginarnos una meta a donde queremos llegar. Por eso considero importante que desde muy jóvenes trabajemos en superar esos miedos, atravesarlos.

Personalmente tomo al fracaso como algo positivo ¿por qué siempre debe ser negativo? ¿por qué tiene que ser malo fracasar? para mi es un a parte natural de la educación, es un proceso que nos. da experiencia y que también debe hacernos caer en cuenta que nos vuelve más sabios. Intentar hacer algo y fracasar en sí mismo es bueno porque hay movimiento porque hay energía para emprender algo.

Algo muy recurrente en el fracaso es la victimización y siempre tendemos a confundir esto con la «suerte»… si no conseguí algo es porque no tuve suerte. Falso! seguramente no lo conseguiste porque no lo hiciste bien o consciente y no porque la suerte no te acompañó. La suerte es un gran escudo para la victimización y la victimización es la justificación para echarle la culpa a otra persona o proceso y no aprender.

La vida es un aprendizaje diario en donde, para saltar esas barreras y esos miedos, hay que imponerse metas y hacer todo lo posible por conseguirlas siempre consciente y disfrutando el proceso. Para mí, la clave es tener control sobre tu vida, analizar en consciencia cada paso porque te hace reconocer lo positivo hasta en lo negativo.

El fracaso es una realidad y siempre es una opción para todo lo que nos planteamos hacer; está en ti como tomarla.

Cuéntame, ¿qué piensas sobre fracasar?

KCH

Kenneth tiene mas de 15 años de experiencia trabajando en Finanzas enfocadas en Bienes Raíces, es padre de una familia numerosa y disfruta mucho sus momentos de introspectiva. Aprende constantemente y apoya decisiones que cambian vidas.

Social

Lo último